• Historia de la comunidad

    mmazzarello

    Las Hijas de María Auxiliadora trazan sus inicios en la vida de María Dominga Mazzarello y en su encuentro con Don Bosco, el santo educador de Turín. María Dominga, una joven campesina de Mornés en el Piamonte italiano, vivió su propio apostolado interesándose por la situación de las niñas y jóvenes más necesitadas de su región. Desde la sencillez de lo que sabía hacer y con un carácter firme y decidido, María Dominga y su amiga Petronila abren un taller de costura para muchachas y crean un improvisado orfanato para niñas. Era el tiempo en que la educación de las muchachas era abiertamente descuidado y si los hijos debían estudiar, estos eran los muchachos, razón por la cual María Dominga no pudo asistir a una escuela y su centro de formación llegaría a ser la misma parroquia. El padre Pestarino, el párroco, fue sensible a la realidad de las muchachas y apoyó la experiencia de María Dominga y sus compañeras.

    Entre tanto, Don Bosco había desarrollado su apostolado entre los muchachos obreros de Turín, pero no había pensando en dedicarse a la difícil realidad de las muchachas obreras y campesinas hasta que notables personajes le hacen sentir que era su deber ofrecer su Sistema Preventivo para el cuidado de las niñas, así como era con los muchachos. Dentro de su espiritualidad Don Bosco ve además la causa como un deseo de María Auxiliadora y busca entonces el momento oportuno para dar forma al proyecto. Este llegaría cuando encuentra al padre Pestarino de Mornés, quien sería el punto de encuentro entre los dos santos. Es con María Dominga y sus compañeras que Don Bosco da forma a la versión femenina del Sistema Preventivo y funda el Instituto de Hijas de María Auxiliadora cuando estas se trasladan al colegio de Borgo Alto recién terminado.

    Don Bosco había prometido a la población que en cuanto el colegio estuviese terminado, enviaría salesianos y la comunidad esperaba que fuera para los muchachos. En cambio el 23 de mayo de 1872 llegaron allí las primeras salesianas de la historia para sorpresa y desagrado de la población. El evento de Borgo Alto es un ejemplo de la situación de la mujer durante el siglo XIX no sólo en Europa sino en el resto del mundo, en una época en que ésta era excluida casi en su totalidad de la educación. La reacción de la comunidad de Mornés en contra de la primera comunidad de hermanas fue de una casi total exclusión que les causó una mayor pobreza y carencias y que serían la principal prueba en la fundación del Instituto. Sin embargo, no sería Mornés el lugar en donde las salesianas verían el mayor crecimiento de su obra. A pocos años de su fundación, estaban ya en camino de ir al encuentro de otras regiones en donde la situación de la mujer era similar a la del Piamonte.

    En 1876 llegan a Valdocco cerca de Don Bosco, en 1877 a Niza (Francia) y en noviembre de ese año las salesianas cruzan el mar y llegan a Villa Colón (Uruguay).

    El 14 de mayo de 1881 muere Madre Mazzarello con tan sólo 44 años de edad. Era la primera Superiora General del Instituto y para ese año éste tenía 166 hermanas, 50 novicias y 22 postulantes en 26 casas entre Italia, Francia y Uruguay. La sencillez, el compromiso y la sabiduría de Madre Mazzarello quedaría demostrado cuando la Iglesia Católica la declararía santa en 1951 por obra del papa Pío XII. Ya antes el papa Pío XI le había dado el título de cofundadora del Instituto de María Auxiliadora con Don Bosco.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>